Google

miércoles 19 de julio de 2006

La locura del estado de Israel


Música Rachid Taha - canción: Stenna

Salvar al soldado Shalit

Cuando uno observa desde su butaca el panorama tan absurdo y desolador que se dibuja a brochazos de sangre en Palestina y en el Líbano, no le queda más remedio que preguntarse donde está el límite de un Estado de Israel que se ha vuelto completamente esquizofrénico y que en sus esfuerzos de comprender las razones existentes detrás de una problemática relativamente sencilla, no ha podido llegar a mejor solución que poner en marcha su maquinaria de guerra para arreglar la cuestión a base de bombazos.

¿Qué es lo que Israel no comprende o no esta dispuesto a comprender de este cuadro?

Desde hace más de 35 años existen diversas resoluciones de la ONU que establecen que Israel ocupa ilegalmente los Altos del Golan en Siria, los Territorios Palestinos y desde 1978 el Sur del Líbano. Da la impresión de que el Estado Israelí no es capaz de aceptar que mantener ocupado un país, violar sistemáticamente los derechos humanos de sus ciudadanos y mantener una política de provocación constante y sistemática solo genera animadversión, resentimiento y conflicto permanente.

Según datos del Centro Palestino para los Derechos Humanos, desde principios de año cuando Hamas ganara las elecciones en Palestina y hasta el 25 de Junio, día en que tuvo lugar la operación que terminó con la captura del soldado israelí Guilad Shalit, el Ejercito Israelí ha matado a 173 palestinos y herido a 843. De esos 173 muertos; 144 eran hombres, 23 niños, 4 mujeres y 2 minusválidos. En ese periodo se han realizado 993 incursiones en las distintas ciudades de Gaza y Cisjordania que han terminado con 1673 palestinos arrestados (o capturados); 1460 hombres, 198 niños y 15 mujeres. La ocupación israelí en Palestina durante estos últimos meses, al igual que en los últimos 58 años, incluye otro tipo de operaciones, en este periodo se han destruido más de 50 viviendas y alrededor de 1800 olivos. Otra de las prácticas habituales del Ejercito Israelí es la ocupación y conversión de viviendas en bases militares por tiempo indefinido mientras las familias son recluidas en una de las habitaciones de la casa. En estos meses 108 familias han sido retenidas y sus derechos pisoteados con total impunidad por un ejercito que cuando abandona las viviendas deja tras de si enormes destrozos y en ocasiones pequeños presentes fecales en los distintos rincones de la casa.


*Escrito por: Gago García - seguir leyendo

*Manifestación por la paz en Oriente Medio; jueves 20 de Julio

2 comentarios:

  1. Suscribo las palabras de Adolfo Pérez Esquivel, Premio Nóbel de la Paz.

    Es necesario que la comunidad internacional, los israelitas y los palestinos reaccionen y comprendan que no pueden seguir matándose.

    Los responsables de la barbarie tienen que parar la locura en que se encuentran, sin salida alguna. Deben hacerlo en bien de los pueblos y la humanidad.

    Besos en PAZ.
    ResponderSuprimir
  2. no hay solucion posible. Pero porque no quieren, no porque no haya.

    por cierto,un inciso, te gusta la musica, pues tengo una amigo rapero, cuya musica para mi es genial y se merece que se le conozca. por si te interesa. wwww.lavozsinvoca.blogspot.com

    Gracias por tu visita. Un beso
    ResponderSuprimir